domingo, 13 de marzo de 2011

receta 31

Hoy os dejo la receta del plato que comí ayer. Era la primera vez que lo preparaba, pero seguro que lo repito más de un día. 
Como todas las recetas que os recomiendo, la puede hacer hasta le más negado en la cocina. Y además podéis seguir comprobando que no hace falta disponer de mucho tiempo para comer rico y sano y que se puede llegar más allá del consabido "lechuga y pechuga".
Es un plato que funciona muy bien como plato único complementándolo con lago de fruta o un yogur desnatado de postre.

ALCAHOFAS CON GULAS
Necesitamos un frasco de corazones de alcachofas, un paquete de gulas, 2 cayenas, ajo molido y aceite de oliva.
En una sartén con un poquito de aceite echamos las cayenas enteras y pasados unos segundos añadimos las gulas y espolvoreamos con ajo molido. Retiramos del fuego sin hacer del todo.
En otra sartén con otro poquito de aceite echamos las alcachofas bien escurridas después de haber cambiado dos o tres veces el agua del bote para quitar el exceso de sal de la conserva. espolvoreamos también con ajo molido y salteamos a fuego medio/alto durante un par de minutos. 
Añadimos entonces el contenido de la otra sartén (las gulas con la cayena y su aceite), removemos y salteamos a fuego medio/bajo durante unos cinco minutos más... y ¡listo!
¡Ah! No abuséis del aceite para no cargar el plato de calorías.



No hay comentarios: